HIDRÁTATE COMIENDO BIEN

Hoy ya podemos decir que estamos en verano, aunque las temperaturas nos estén diciendo esto hace tiempo… con tantos días seguidos de calor es muy fácil deshidratarse. A veces, cuesta beber muchos líquidos, por eso es importante elegir alimentos adecuados a cada temporada, en este caso para estar bien hidratados.

La naturaleza es muy sabia y nos ofrece los alimentos adecuados para cada época del año. En verano no puedes dejar de comer sandía, melón, apio, pepino, tomate o pimientos verdes. Alimentos que en gran parte están compuestos por agua. Si puedes añadir productos ácidos y salados a tu dieta ayudarás a retener líquidos y evitar la deshidratación. Prueba a añadir en tus recetas algún cítrico, algas o salsa de soja.

Además de los alimentos que incorpores a la dieta es importante elegir la mejor manera de cocinarlos. Cuando hace calor lo mejor es consumir los alimentos crudos y fríos. Así se toleran mucho mejor, porque el cuerpo no necesita aumentar su temperatura interna. No olvides añadir fruta en el desayuno y ensaladas o sopas frías en tus comidas o cenas.